Dos segundos

Pasan sólo dos segundos,

es el tiempo necesario,
para que sepas en qué uña se me ha ido el esmalte.
Me incomodan tus pupilas,
recorres con sigilo cada movimiento que hago.
Ya no siento que sea una única yo,
sino que tú me has raptado.
Hola,
desde hace dos segundos he dejado de ser yo.
¿Qué gesto hago ahora, dime?
¿Qué debería estar diciendo?
Tu mirada ya analiza mi rostro, mis manos,
como un espejo,
como viajar al futuro sin salir del pasado.
Tengo que medir cada segundo que me robas,
y la naturalidad se pierde, o bien surge,
en nuestra batalla,
la que ya has ganado,
si yo sólo quiero perderte.
Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s